621 228 943 (solicitud de cita vía WhatsApp) 91 561 72 18

cdbarrantes@consultadermatologia.es

Horario: 9:30 a 19:30

NEVUS MELANOCÍTICOS Y MELANOMA

Los nevus melanocíticos o lunares son tumores benignos muy frecuentes en la población general y lo habitual es que mantengan ese carácter benigno durante toda la vida del paciente. No obstante, en ocasiones pueden transformarse en un melanoma. Se trata de un tipo de cáncer de piel que también puede aparecer sobre piel sana.

Como ocurre con el resto de enfermedades oncológicas, no se sabe con certeza qué es lo que provoca su aparición. Aunque sí sabemos que hay determinadas circunstancias que aumentan el riesgo de que una persona padezca un melanoma. Son los siguientes:

  • Antecedentes personales o familiares de melanoma.
  • Personas de piel clara que se queman fácilmente, de pelo y ojos claros. Es decir, que pertenecen a los fototipos I, II y III.
  • Un número elevado de nevus melanocíticos (más de 50), especialmente si son muy diferentes entre sí en cuanto a forma, color o tamaño.
  • Una exposición solar elevada a lo largo de la vida, con antecedentes personales de quemaduras por el sol, sobre todo si se han dado durante la infancia y la adolescencia.

Por otra parte, debemos consultar con nuestro médico si alguno de nuestros lunares genera picor o molestias, si aparecen de repente manchas oscuras en mucosas o uñas y, sobre todo, si se cumple la regla ABCDE en los nevus:

Asimetría, que no sean redondos y simétricos.
Bordes con un contorno irregular, no definido, con proyecciones o hendiduras.
Color menos marrón y más negro o rojo, a veces incluso con aspecto sangrante.
Diámetro superior a los 6 milímetros y con tendencia a crecer.
Evolución inestable, que crece y cambia de forma en semanas o pocos meses.